Como sacar tu negocio adelante

Existen 3 elementos de las personalidad de las personas que crean una empresa. El técnico, el emprendedor y el gerente. Todos tenemos estos 3 elementos de personalidad, aún que tendamos más a uno que a los otros. Para poder desarrollar exitosamente un emprendimiento debemos hacer coexistir a los 3.

El técnico es alguien que es experto en su oficio. El técnico es feliz haciendo lo suyo e ignorando el resto. Esto es la razón por la que la mayoría de las pequeñas empresas fracasan. Por qué son creadas por técnicos y se preocupan solamente de su oficio.

El emprendedor es un soñador, vive en el futuro. Piensa siempre en que es lo que viene y no en lo que ya está.

El gerente es quien se fija en los detalles, quien se preocupa de pagar las cuentas y que quiere que todo esté bien organizado y no existan sorpresas.

El fundador de un emprendimiento debe tener desarrollados estos 3 elementos de su personalidad, para que este nuevo negocio sea exitoso.

Pero para que este negocio funcione no puede depender del fundador. Tiene que funcionar cuando él esté o no esté. Para eso se debe crear un “prototipo de franquicia”. Esto hace referencia a tratar a tu negocio como si fuera una franquicia, es decir, tener todo documentado y manuales que indiquen que se debe hacer en cada caso y así el negocio funcione por sí mismo.

El modelo del negocio debe tener los siguiente: Debe entregar un valor constante al cliente. No debe depender de tener a un genio en el equipo. Todo debe estar descrito en el manual de operaciones. Y todo el modelo debe ser uniforme.

Es necesario estar innovando permanentemente dentro de tu negocio. Esto es aplicar creatividad en la búsqueda de entregar el servicio de manera más eficiente, de mejor calidad o más rentable.

Para monitorear todas las modificaciones que se hacen con innovación es necesario hacer “cuantificación” para ver numéricamente si los cambios fueron para mejor o peor y seguir iterando en la solución.

Luego de la cuantificación se necesita la “orquestación” donde se estandarizan los procedimientos que funcionan y mejoran el servicio.

Luego el autor dije que es importante tener metas, objetivos y oportunidades.

Las metas deben ser en tu vida personal, por qué si no tienes una meta, la empresa que estás creando te va a consumir.

De ahí vienen los objetivos estratégicos, que son el que quieres hacer con tu negocio para cumplir tu meta personal.

También hay que evaluar si las oportunidades que se presentan, son una oportunidad que vale la pena perseguir. Si está oportunidad es suficientemente grande para cumplir los objetivos estratégicos propuestos.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s